Blogging tips

jueves, 5 de julio de 2012

POLOS DE YOGURT CON FRUTOS ROJOS... refrescando neuronas.

A mí el calor me atonta... sí, más todavía, jeje (me adelanto a comentarios maliciosos). El aumento de las temperaturas es proporcionalmente opuesto a mis ganas de meterme en la cocina o a encender el ordenador. Por eso cuando vi en el blog de Food and Cook estos polos de yogurt, en seguida se me antojaron. Son tan nutritivos, refrescantes y ricos, que estos que os enseño ya no existen y en su lugar serán reemplazados por otros que tengo en el congelador.


Una de las cosas que más me atrajeron de la receta, es la ausencia de nata, lo que hace que baje considerablemente el aporte calórico del helado... ¡¡fuera remordimientos!!

Para hacerlos, usé los moldes de la marca Silikomart, son tan fáciles de desmoldar y cómodos que en seguida te olvidas de lo caros que son, y es que hay productos por los que vale la pena rascarse un poco los bolsillos!!


Fuente: Food anc Cook

POLOS DE YOGURT CON FRUTOS ROJOS

INGREDIENTES
375 gr de yogurt natural (yo griego)
100 gr de azúcar blanca
20 gr de azúcar morena
240 ml de agua
1 cucharada de miel
1 cucharadita de zumo de limón

PREPARACIÓN
Primero vamos a preparar un almíbar, para ello ponemos a hervir un cazo con el agua y los dos tipos de azúcar a fuego medio. Cuando comience a hervir y el azúcar se haya disuelto, retiramos. Si lo deseas, puedes hacerlo con Thermomix programando 10 minutos, temperatura varoma, velocidad 2. Nos quedará un jarabe que dejaremos enfriar a temperatura ambiente.
En el vaso de la Thermomix, o en una batidora, echamos el yogurt, la miel, el jarabe y el zumo de limón, lo batimos bien hasta conseguir una mezcla homogénea.
Antes de rellenar los moldes, echaremos los frutos rojos en ellos (yo los puse enteros, pero si lo deseáis, podéis ponerlos un poco troceados).
Y ahora sólo nos quedará añadir la mezcla a los moldes que vayamos a utilizar, insertamos el palo para los polos y los congelamos un mínimo de 5 o 6 horas.


Las frutas que escogí eran moras y frambuesas, las tenía en el congelador de cuando hice la Pavlova. Los que he hecho ahora son de grosellas (que también tenía congeladas). Lo interesante es que puedas ir variando la fruta que le pongas dependiendo de lo que tengas en casa.


Hoy, oficialmente, hace dos años que abrí el blog, así que no os perdáis la semana que viene la tarta que voy a hacer para festejarlo... bueno, en realidad es para celebrar el cumple de mi marido, pero así mato dos pájaros de un tiro, jeje

A partir de ahora, sígueme también por Facebook!!!